martes, 6 de enero de 2015

Los Reyes Magos que vienen y se van

Narraba por estos lares, no hace mucho tiempo, lo intenso y emocionante que era levantarse de buena mañana con la ilusión de acudir a ese cónclave navideño que es el árbol para descubrir los regalos y desenvolverlos con la esencia de inquietud infantil que proclama la liturgia inextinguible de ese mágico momento de sorpresa.
Sin embargo, los tiempos han cambiado y parecen haber sustituido ese mágico día de ingenuidad basada en el recibimiento de presentes por una lapidaria y sangrante patada en la boca que venimos llamando realidad.
Felices Reyes Magos 2015 a tod@s.