domingo, 24 de febrero de 2013

Llegó la noche de los Oscar


El Oscar, denominado así desde 1927, es el premio otorgado por los miembros de la Academy of Motion Picture Arts and Science a las películas más importantes del año. Una figura de bronce, bañada en oro y diseñada por el decorador Cedric Gibbons y elaborada por el escultor George Stanley, que recibe su nombre por la leyenda en torno a la secretaria Margaret Herrick, quien le sacó parecido con un tío suyo llamado Oscar Pierce. Sin embargo, se cuenta que el columnista Sidney Skolosky aseguraba que el nombre surgió de una entrevista que le concedió Katharine Hepburn en 1934 (cinco años antes de la adquisición del nombre oficial) cuando la actriz obtuvo el premio y se refirió a éste como “su Oscar”. La concesión del premio depende de los miembros de la Academia, elegidos por cooptación en todas las ramas de la industria cinematográfica.
Tras una sucesión de selecciones, se proponen los nombres de las películas y de los candidatos para el voto final. Para ser seleccionada en cualquiera de sus categorías, la película debe haber sido exhibida comercialmente durante al menos siete días consecutivos en cualquier sala cinematográfica del condado de Los Ángeles. Para ello, una cinta no podrá participar si su primera exhibición pública o distribución se ha realizado a través de otro medio diferente. La votación es efectuada exclusivamente por los miembros vivos y activos de la Academia con un voto secreto que será contado por la Price Waterhouse Coopers, una firma de notarios públicos designada por el presidente de la Academia. Para las películas de habla no inglesa, el filme debe haber sido exhibido en su país de origen entre el 1 de noviembre del año de su realización y el 30 de septiembre del año de las nominaciones. Los Premios Especiales de la Academia son el Oscar Honorífico, que reconoce la carrera y la contribución al arte de la cinematografía en cualquiera de sus funciones y los premios Irving G. Thalberg, el Humanitario Jean Hersholt y el Gordon E. Sawyer a los apartados tecnológicos y técnicos.
Sus más conocidas sedes ha sido los míticos Dorohty Chandler, el Shrine Auditorium y el monumental Kodak Theatre, que este año se pasa a llamarse Dolby Teathre, diseñado por Rockwell Group, un inmenso complejo situado en Hollywood & Highland de Los Ángeles con capacidad para 3.400 personas repartidas en 24 plateas y en el que destaca una tiara con motivos del Campidoglio de Miguel Ángel en Roma y una sala de prensa para 1.500 periodistas. Los primeros presentadores de la gala fueron Douglas Fairbanks y William C. de Mille y entre los destacados en esta función de maestro de ceremonia por el número de veces que han presentado la gala figuran Bob Hope (16), Billy Crystal (9) y Johnny Carsson (5). Este año se estrena como anfitrión Seth MacFarlane, creador de ‘Padre de familia’ y poseedor de un humor cáustico que prevé sorpresas para una noche que brindará otra de esas galas intrascendentes donde la diversión y el cine presentan su cara más glamorosa.
El vídeo es un ‘supercut’ de Nelson Carvajal con clips de todas las películas ganadoras del Oscar a la mejor película acompañado de la canción ‘November’, de Max Richter. Esta noche, a ver qué nos depara la 85ª edición de estos premios.