sábado, 25 de febrero de 2006

El fútbol llora la pérdida de una gran leyenda histórica

1921-2005
Desconectado de todo un par de días y el mundo cambia. Con tristeza, me entero con demora de que Telmo Zarra ha fallecido.
Junto a Rafael Moreno Aranzadi, conocido como “Pichichi”, Zarra ha sido una de las grandes leyendas goleadoras del deporte rey en España. Un jugador de los que hoy en día es imposible encontrar, que será recordado en la memoria colectiva por ser el adalid de la mítica línea de ataque del epopéyico Athletic de Bilbao compuesta por el mismo Zarra, Iriondo, Venancio, Panizo y Gainza.
La historia del fútbol español no sería la misma sin este tótem del club bilbaíno e imprescindible figura del balompié mundial. Aquel gol que marcó a Inglaterra en el proverbial Maracaná, durante el campeonato del mundo de Brasil de 1950, quedará como una gesta imposible de olvidar, con su frío y certero remate ante el portero Bert Williams que clasificó a España para las semifinales de aquel mundial. Un hito que no se ha vuelto a repetir y, por lo que hemos visto desde entonces, parece ser que no se logrará.
La Catedral se rindió siempre ante sus remates de cabeza, ante sus goles, ante su talento, ante su persona… Se ha ido para siempre, con 85 años, uno de los delanteros más prolíficos del fútbol español.
Zarra, adorable hombre de bondad y humildad carismática, consiguió 38 goles en una sola temporada, marcando un hito histórico y en las catorce temporadas que perteneció al Athletic logró 253 goles, siendo el jugador que más veces ha obtenido el Pichichi (en seis ocasiones) hasta la fecha.
Descanse en paz el gran maestro.

No hay comentarios :

Publicar un comentario